Falsas amistades. ūüíĚ

El camino es largo, 16 a√Īos trabajando en much√≠simas ciudades y en much√≠simas discotecas. Y sigo sin olvidar todos los sitios en los que he currado y cuantos falsos amigos, que me han fallado.

He de reconocer que destaco por mi personalidad, de MIERDA, ah√≠ yo soy bastante autocr√≠tica y les doy la raz√≥n a los dem√°s, quien me conoce sabe lo dif√≠cil que soy, y lo que cuesta mantener mi amistad…

Pero … en que cojones bas√°is vosotros el concepto de amistad?? Pues os voy a ayudar a contestar!!

Mientras somos compa√Īeros de trabajo da√≠s por hecho que somos amigos, primer error, no somos amigos, solo somos compa√Īeros de trabajo. Mientras nos veamos un m√≠nimo de veces a la semana, consider√°is que segu√≠mos siendo amigos, segundo error. La amistad no se basa en la cantidad de veces que nos veamos.

Las personas por naturaleza necesitamos sentirnos socialmente aceptados por lo que quedamos con gente por no sentirnos solos o por no ser diferentes y excluidos del resto.

Si mantienes un contacto telef√≥nico constante, somos amigos… pero porqu√© ? que de importante es recibir llamadas de gente que le importa una mierda lo que le vayas a contar??. Solo por contestar y llamar t√ļ a los dem√°s, eres mejor o mas amigo que el resto? A esto se√Īores le llamo yo hipocres√≠a. Es igual que mandar un “corta pega” a mil personas para felicitar la navidad. Para m√≠ el recibir llamadas de quien NO ha estado ah√≠ cuando necesitaba, NO me hace sentir mejor, ni considerarle mejor amigo… es m√°s me causa pesadez, como cuando me llaman de vodafon o de interfox para venderme algo…

A la gente le encanta reprochar cosas, est√°n mirando la paja en el ojo ajeno para juzgar y criticar por lo mas m√≠nimo. La excusa de perder una amistad por no llamar o no contestar al tel√©fono… por mi experiencia y a mi edad me parece rid√≠cula y ya me da igual. No vivo conectada al tel√©fono para caer bien y no sentirme excluida de cierto c√≠rculo de amigos… ya me siento as√≠ cada d√≠a estando a vuestro lado, no hace falta estar lejos y tenernos que llamar como obligaci√≥n o por compromiso, por quedar bien. Paso de mensajes “corta y pega de queda bien” de los que dicen ser amigos y con las llamadas me pasa igual. Por eso no suelo contestar.

La soledad me ense√Ī√≥ que lo que te aportas t√ļ mismo, buscando tu sitio y conseguiendo tus metas, jam√°s, ning√ļn amigo te lo podr√° aportar.

Esta reflexion la veréis como la de una persona negativa, para nada!!.

Soy una persona muy positiva, pero realista y que solo cree en s√≠ misma y no en los dem√°s. Si por ello soy peor persona que el resto, pues lo soy, no quiero ser mejor persona para agradar a la sociedad… solo serlo para los que me importan de verdad. Mi familia.

La gente de la noche vivimos en un Oasis ilusorio, que nos aporta tranquilidad. Pensamos que hacemos v√≠nculos con la gente con la que trabajamos diariamente, pero todo eso dura hasta que o cambias de trabajo o te ocurre alguna desgracia…

Y pensareis: “Por que dice todo esto?? o … yo no estoy de acuerdo est√° muy equivocada…” Permitidme el privilegio de opinar, y de pensar por m√≠ misma lo que me de la gana. Mis experiencias vividas son las que me han hecho tener esta mentalidad, antisocial, SI, pero desde que soy as√≠ la verdad esque me va mucho mejor, lo siento por reflexionar, ya s√©, lo que os cuesta a los dem√°s tener personalidad.

Todo comenz√≥ hace unos a√Īos, 5 a√Īos para ser exactos!!… viv√≠a en el para√≠so, ten√≠a un trabajo estable y mil amigos con los que disfrutar…viv√≠a en una burbuja de cristal… pero de pronto, de la noche a la ma√Īana la burbuja se quebr√≥ , vino el destino y quiso darme una lecci√≥n.

El hogar, lejos de mi familia de sangre, que tanto trabajo y dinero me costo encontrar, tambi√©n me costo la amistad de un tal “Oriol”. Un amigo de hacia a√Īos, con el que hab√≠amos compartido grandes fiestas, comidas, salidas, entradas y risas… y que me alquil√≥ por el precio que el crey√≥ estipulado, (en ning√ļn momento me rebajo nada, ni era lo que yo pretend√≠a) su apartamento d√≥nde ya no viv√≠a, por lo que en ese momento se lo agradec√≠ enormemente porque aunque yo ten√≠a d√≥nde vivir su apartamento me pareci√≥ una buena opci√≥n por la zona en la que se encontraba, (no era nada lujoso, es m√°s era peque√Īo y sin apenas cosas) pero pens√© que era buena idea el pagarle a el, el alquiler en vez de a un desconocido… me sorprendi√≥ para mal al mes siguiente de entregarme las llaves cuando le dije que me ten√≠a que marchar.

Me ocurri√≥ una desgracia familiar, que no le deseo ni a mi mayor enemigo y tuve que salir pitando de la isla, tan solo con lo puesto. Al llamarle para contarle lo sucedido y ya que √©ramos grandes amigos y no llevaba ni mes y medio viviendo en su casa su reacci√≥n me hizo comprender lo enga√Īada que estaba con el concepto que ten√≠a de esa persona, a la que admiraba. Aquel falso amigo no solo no se preocup√≥ por lo que me hab√≠a ocurrido, ni por mi situaci√≥n familiar , ni por como estaba, ni por nada. Si no que adem√°s de dejar de hablarme, me critic√≥ por toda la isla diciendo de mi barbaridades a nuestro grupo de amigos en com√ļn ya que estaba enfurecido y saco de si mismo lo peor. Todo por el simple hecho de que yo le pidiese la fianza del apartamento puesto que me encontraba en una situaci√≥n dif√≠cil y cambiaba de residencia, adem√°s del dinero que tuve que invertir en viajes de la peninsula a la isla. Conociendo el mi situaci√≥n econ√≥mica y sabiendo que era jodida ya que tuve que dejar mi trabajo fijo indefinido de a√Īos por lo que tambi√©n perd√≠ el paro y buscar otro alquiler en otra comunidad aut√≥noma. Apenas me dej√≥ margen de tiempo para coger mis cosas y echarme de su apartamento y ni que decir que no vi ni un duro del dinero que yo le di y le ped√≠ por favor que me devolviese porque lo necesitaba de verdad … entiendo que la fianza se pierda si hay da√Īos materiales (que no los hab√≠a) en el inmueble o por no haber cumplido el tiempo de estancia firmado en el contrato de alquiler. Pero entre AMIGOS y debida a la situaci√≥n por la que me ten√≠a que ir, yo no habr√≠a hecho lo mismo que el me hizo. De ah√≠ que dejaramos una amistad de a√Īos, por cuesti√≥n de dinero, y que fuese √©l, el que cortara la relaci√≥n desde el principio, no me lo esperaba para nada. Ya despu√©s de esto no dej√© de desearle que todo le fuera tan bien como a mi y que no se viera en la misma situaci√≥n que yo. Todos podemos desear lo que nos d√© la gana y yo lo sent√≠a as√≠. Se que no es lo correcto pero no puedo cambiar mis sentimientos.

En esta etapa de incertidumbre en mi vida, con mi padre muriendo de cancer y con mi cabeza a mil por hora y una depresión de cojones, tuve que en cuestión de días organizar toda mi vida por adelantado.

Al tener que marcharme de buya y corriendo, le dej√© a otro gran amigo espectacular ( iron√≠a), con el que llevaba a√Īos currando y con el que ten√≠a una amistad como de hermanos…mi preciosa y √ļltima adquisici√≥n, de la que estaba enamorada y que tambi√©n tanto dinero y trabajo me hab√≠a costado.Ten√≠a una bicicleta “Monty” chulisima que me hab√≠a comprado hac√≠a poco por internet, era de esas peque√Īitas plegables, estaban muy de moda y me costo unos 400 euros m√°s los gastos de env√≠o porque no hab√≠a otra igual en las tiendas en las que la busqu√©. No pod√≠a llev√°rmela en ese momento ya que cog√≠a un vuelo de madrugada para ir de Ibiza a Valencia para ver a mi padre que estaba en el hospital. As√≠ que cog√≠ todas mis cosas, empaquete toda mi ropa, y las llev√© a su casa… la idea en principio era que ya que el ten√≠a mucho espacio, me guardar√≠a las cajas con toda mi ropa y mis cosas y la bicicleta hasta que pudiera volver a recogerlas para llev√°rmelas a Valencia, cuando encontrara d√≥nde quedarme. Jam√°s olvidar√© el d√≠a que volv√≠ a la isla para ir a por mis cosas, y cuando fui a su casa la explicaci√≥n que me dio. Me dej√≥ de piedra… me sent√≠ traicionada, dolida, enga√Īada, no me lo esperaba… mi falso amigo vendi√≥ mi bicicleta para como no, pegarse una buena fiesta a mi costa, y una noche en su casa mientras el fumaba porros con sus amigos le prendieron fuego a toda mi ropa… seg√ļn el fue un accidente, seg√ļn yo mi maravilloso amigo Andrea, era un falso amigo, al que yo le importaba una mierda. Y me dej√≥ sin nada.

Lo triste esque tambi√©n se acab√≥ la amistad de a√Īos por pedirle que me pagase mis cosas de las que solo me dio al cabo de los a√Īos 200 euros por pesada y para que le dejara en paz. Adem√°s de que se estaba acostando con mi Tita y no quer√≠a problemas con la familia…

Ese a√Īo descubr√≠ a tantos falsos amigos que me quede sola. Cuando llegue a valencia y tras meses sin salir de hospitales y psic√≥logos, de los mil amigos que ten√≠a en Ibiza a los que ve√≠a antes asiduamente y me llamaban hermanita, personas que conoc√≠a y con los que compart√≠ 9 a√Īos de mi vida desaparecieron de la noche a la ma√Īana. Cuando les llamaba en estado de shock, les contaba mi d√≠a a d√≠a en la planta de oncolog√≠a, lo que sent√≠a o lo que tem√≠a, TODOS me contestaban con indiferencia, nadie quer√≠a escuchar lo mal que lo estaba pasando. La gente no quiere o√≠r las penas de nadie. Ni nadie puede comprender tu dolor si no lo han vivido. Nadie sab√≠a consolarme ya que nadie quer√≠a escucharme. La gente, mis supuestos amigos, cortaban las conversaciones o mis lloros radicalmente, me dec√≠an que fuera positiva, mientras viv√≠a rodeada de muerte y ellos segu√≠an con sus fiestas y su vida sin problemas graves de verdad… vosotros ser√≠as positivos viendo a vuestro ser m√°s querido morir lentamente entre dolores insufribles y siendo consciente de todo?? Mi padre ten√≠a 48 a√Īos cuando nos dijeron que no sobrevivir√≠a. Siento deciros que cuando la gente me lo compara con personas de la 3 edad no tienen ni puta idea de lo que est√°n hablando. Mi padre se perder√≠a la boda de sus hijas y no conocer√≠a a sus nietos, ni llegar√≠a a jubilarse jam√°s … no se puede comparar. Ni se puede explicar.

La rabia comenz√≥ a apoderarse de todo mi ser, yo no me aparte de mi gente, la familia que escog√≠ durante tantos a√Īos, mis compa√Īeros y supuestos amigos se apartaron de mi. Se distanciaron ya no quer√≠an hablar conmigo, si no ten√≠a nada bueno y bonito que contarles prefer√≠an no saber de m√≠. Y pretend√≠an que fuese yo quien los llamara a√ļn sabiendo que no hablar√≠amos m√°s de un minuto porque ya no ten√≠amos nada en com√ļn de lo que hablar.

Las personas somos ego√≠stas por naturaleza, buscamos a personas compatibles con nosotros para nuestro disfrute y placer. Y lo que desconocemos y no nos ata√Īe, las cosas que no nos aportan ning√ļn beneficio, las desterramos de nuestro lado.

Eso hicieron conmigo, personas que pens√© que formar√≠an parte de mi vida para siempre, me enterraron en el olvido o se limitaron a no intentar comprenderme. Lo √ļnico que hac√≠an bien era juzgarme por lo que no entend√≠an. Me sent√≠ muy sola. Y comenz√≥ la etapa del odio.

Los amigos de mi padre de toda la vida, con los que trabaj√≥ m√°s de 30 a√Īos tambi√©n desaparecieron, a todo el mundo le daba congoja verle en ese estado y pasar tiempo en un hospital m√°s, por lo que muchos mensajes de apoyo hasta que la cosa se alarg√≥ y se cansaron de preguntar por su estado y por supuesto las visitas terminaron. Las excusas m√°s vulgares y despreciables que nos daban a su familia eran: que no pod√≠an soportar el verle as√≠, ni o√≠rle como recordaba entre agon√≠as los buenos momentos que hab√≠an vivido juntos… Por lo que les odie, no llegaba a entender como nadie de sus mejores amigos que nos hab√≠an visto crecer, que para el eran como hermanos, le abandonaron en esa situaci√≥n tan dif√≠cil y tan dura para el. Todos ellos ten√≠an una vida que continuar; dec√≠an. Y la nuestra se acababa rodeados de soledad.

No solo lo he vivido con mi padre, tambi√©n he tenido dos primos con distrofia muscular, el primero Enrique ( tendr√≠a ahora 3 a√Īos menos que yo), muri√≥ a los 18 a√Īos, era un ni√Īo normal hasta los 12, iba al cole, jugaba al f√ļtbol y sus amigos estaban siempre en casa o en la calle jugando con el. Cuando a partir de los 12 se qued√≥ en una silla de ruedas debido a su enfermedad, los ni√Īos de su cole dejaron de ir a su casa, dejaron de jugar con el, le dejaron solo. Recuerdo su entierro como si fuera ayer, y recuerdo no ver ni a un solo ni√Īo de su edad all√≠ en el cementerio para despedirse de √©l, ni las madres de sus amigos. Solo est√°bamos su familia. Su hermano que vino despu√©s pas√≥ exactamente por lo mismo, solo que falleci√≥ antes que el a los 16 a√Īos de edad. D.P tambi√©n mi primo Francisco Jose.

Ahora decidme que sea positiva, que lo ser√©, decidme lo que quer√©is o√≠r que os lo dir√©… pero no me pid√°is que sea como vosotros, por lo que jam√°s me adaptar√© ni ser√© amiga de gente que no ha vivido y sufrido, crecido y aprendido como lo he hecho yo. A todos los que a√ļn viv√≠s en esa burbuja de cristal perfecta, tambi√©n os llegar√° vuestro turno y ya ser√° demasiado tarde para comprender lo que sufri√≥ y lucho quien siendo una ni√Īa lo dej√≥ todo para estar donde ten√≠a que estar y cuidar a quien deb√≠a cuidar. Dejar√©is de juzgarme por apartarme de todo y de todos, pero el da√Īo ya lo hicisteis al no intentar ayudarme a salir de ese pozo de soledad. La mayor ayuda es la de saber escuchar a alguien que no puedes ayudar.

Nadie podía hacer nada por mi, era mi destino, pero los que si fueron amigos de verdad supieron mantenerse en el silencio, a pesar del tiempo, a pesar de la distancia y esperar a que estuviera preparada para hablar, volver a reír, llorar, volver a existir, volver a vivir aunque ya no fuera igual.

Hoy con lo que m√°s disfruto y lo que m√°s me llena es ella: la soledad. De ah√≠ que mi trabajo en la noche me cueste tanto y me sea tan dificil de llevar… no s√© afrontar cada noche el sentirme fuera de lugar, el tener que fingir ser social e integrarme con los dem√°s .

La gente de la noche me ense√Ī√≥ a odiarla y sentirme inc√≥moda e incomprendida y el proceso de rehabilitaci√≥n es bastante largo y dif√≠cil. A√ļn me queda un largo camino hasta integrarme de nuevo y ser como todos vosotros . Una/o m√°s.

P.D : s√≥lo soy capaz de expresarme y abrir mi coraz√≥n a trav√©s de letras… las palabras hace mucho que ya no me salen.

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Est√°s comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Google+ photo

Est√°s comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Est√°s comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Foto de Facebook

Est√°s comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Conectando a %s